Adulto, Comportamiento, Gato, Tú y tu mascota

5 CURIOSIDADES QUE NO SABES SOBRE TU GATO

1. No tienen un día internacional… ¡tienen tres! 

Por si fuera poco, tres días del calendario están dedicados a los gatos: el 8 de agosto es el día que ha fijado el Fondo Internacional para el Bienestar Animal; el 29 de octubre lo estableció Colleen Paige, una experta en el estudio de mascotas, precisamente con intención de mejorar también la calidad de vida de los animales domésticos; y, por último, el 20 de febrero es la fecha que los usuarios de internet establecieron como día para homenajear a estos felinos, con motivo del fallecimiento de Socks, el gato del presidente de EEUU Bill Clinton. Ante la duda de qué día celebrar para homenajear a los gatos no parece haber quorum, así que… ¿por qué no celebrar los tres? 

2. Son el animal doméstico más popular… ¡sí, más que los perros! 

Aunque cuantificar la cifra exacta es tremendamente complicado, se estima que la población mundial de los gatos supera los 500 millones, mientras que los perros rondan los 300 millones. Y quizá sea porque son más independientes, pero también hay más casas con gatos que con perros. 

3. Nos aportan ventajas para nuestra salud 

Hay estudios que demuestran que las personas que conviven con gatos tienen mejor presión arterial. Como resultado, la presencia de un gato en el hogar hace que hasta un 30% menos de personas sufran ataques al corazón. Además, acariciar un gato es una actividad relajante que tiene beneficios terapéuticos… ¡algo que todos los que tienen gatos en casa pueden corroborar! 


4. Psicológicamente tenemos mucho que aprender de ellos. Los gatos son completamente honestos respecto a sus emociones. 

Evidentemente su estilo de vida es muy diferente del nuestro, pero hay una serie de cualidades que deberíamos aprender de los gatos. Por ejemplo, un gato sopesa bien las decisiones que toma: si bien los perros tienden a ser más impulsivos, los gatos siempre suelen pensar bien qué van a hacer. A más de uno nos vendría bien aprender esta cualidad, ¿verdad?

Y por otro lado, los gatos son completamente honestos respecto a sus emociones. Y cuando se les dispara el ánimo no tienen miedo de mostrarlo (tanto físicamente como de forma emocional). Así, verás que tu gato empieza a correr de lado a lado de la casa o, por el contrario, te agarra el brazo y no deja que te sueltes.

5. Frotarse contigo no siempre es una muestra de amor

Aunque podemos interpretarlo de ese modo, cuando tu gato frota su cabeza contra tu brazo o contra un cojín, por ejemplo, lo que está haciendo es marcar su territorio, ya que de ese modo lo impregna de feromonas. Del mismo modo, cuando mullen o amasan algo están haciendo lo mismo. Pero, aunque marquen territorio, eso quiere decir que quieren tener cerca aquello que están marcando… ¡incluso si eres tú!

6. Al igual que tú tienes cuidado con tus alergias, ten cuidado con las de tu gato

Sobre todo en sus épocas más tempranas de vida. Los gatitos pequeños son más propensos a mostrar problemas en su piel que suelen producirse -entre otras cosas- por reacciones alérgicas a algún elemento. No sólo convendría intentar detectar qué le provoca alergias, sino también llevarlo al veterinario para que nos aconseje cómo actuar. Además, si se trata de un caso de alergia, existen nuevos medicamentos que ayudan a mejorar la calidad de vida de tu gato de forma rápida y sin apenas efectos secundarios.

Sin duda, los gatos son animales tan enigmáticos como divertidos, y por eso nos encanta tenerles en casa. ¿Qué otras curiosidades conoces tu sobre estos enigmáticos animales? ¡Cuéntanoslas dejando un comentario y compártelas con todos!