Conseperros, Mareo por viaje, Perro, Puppy, Salud, Viajes

CONSEJOS A TENER EN CUENTA PARA VIAJAR CON TU PERRO

Cuando llega el verano todos pensamos en lo mismo: sol, buen tiempo… y vacaciones. Y, por supuesto, nos encanta disfrutar de las vacaciones con nuestro mejor amigo y llevarle con nosotros de viaje. Y aquí nos encontramos con uno de los principales problemas: ¿Qué tengo que tener preparado si me voy de vacaciones con mi mascota?

Aunque la planificación es la clave, compartimos contigo una breve lista de tareas a planificar durante estas vacaciones y recomendaciones para que esos días de descanso y diversión con tu peludo marchen sobre ruedas:

  • Lo primero, la documentación: ¡Sobre todo si sales fuera del país! Recuerda llevar contigo toda la documentación en regla de tu mascota, así como el pasaporte comunitario para animales de compañía, el documento de vacunación y/o desparasitación y una copia del seguro obligatorio.

  • Por si las moscas, lleva una placa de identificación extra: Es conveniente que incluyas el nombre de tu mascota, tu teléfono de contacto y la dirección donde te hospedarás estas vacaciones.

  • Medicamentos: Evidentemente, si tu mascota está en mitad de un tratamiento lleva contigo la medicación necesaria. Recuerda también llevarte profilaxis de parásitos y pregunta a tu veterinario si es necesaria alguna vacuna adicional.

  • Correa, siempre. Bozal, por si acaso, también: Haz una pequeña investigación para averiguar si en la localidad de tus vacaciones podría ser obligatorio que tu perro lleve o no bozal. Y, por si las moscas, llévatelo.

  • Agua y comida, también durante el trayecto: Igual que nosotros bebemos durante un viaje, nuestra mascota también necesita hidratarse. Lleva un recipiente apropiado donde pueda beber con facilidad sin que suponga un impedimento durante el viaje.

  • La comida, mejor en el destino: ¡No le des a tu perro comida durante el viaje! Necesita hidratarse, pero es mejor que le des una cantidad mínima antes de iniciar el trayecto y que se sacie a la llegada, pero nunca en mitad del camino.

  • ¿Y si cambia su alimentación? Es posible que en tu lugar de vacaciones no encuentres la misma alimentación que habitualmente ofreces a tu peludo. De ser así, si no puedes llevarte suficiente alimento lo mejor es que lo mezcles en lugar de hacer un cambio radical.

  • Llévate bolsas de residuos: No sabemos si habrá bolsas de residuos para cuando hagan sus necesidades, así que, por si acaso, llévate las que puedas hasta asegurarte de tenerlas localizadas en tu lugar de vacaciones.

  • Imprescindible: juguetes o golosinas: Para asegurarnos de que tu mejor amigo está lo más cómodo posible en este cambio de entorno, llévate sus juguetes favoritos, su manta y, por supuesto, ¡sus golosinas!

  • Evita que se maree: Por último, recuerda que en ocasiones un viaje puede ser una experiencia muy negativa o agobiante para nuestro perro, pero afortunadamente existen medicamentos que le hacen la experiencia más tranquila y agradable. Aunque habitualmente este tipo de medicación tiene efectos secundarios como un efecto sedante, una bajada de la presión o un aumento del ritmo cardíaco, ya existe una solución más apropiada y menos molesta para nuestro peludo.

Gracias a un nuevo medicamento, ahora nuestro perro puede viajar tranquilo, sin mareos y sin vómitos, y sobre todo sin ese efecto adormecedor que en ocasiones nos preocupa. Además, ¡una única dosis será suficiente para disfrutar del viaje!
Pregunta a tu veterinario por este medicamento y podrás disfrutar de un buen viaje, seguro y agradable, en compañía de nuestro mejor amigo. Más información sobre viajar con tu mascota sin mareos aquí.